Ribadesella azul II.

La felicidad era como aquellas nubes que cambiaban de apariencia a cada instante. Brillaban doradas, o se teñían de gris, sin permanecer mas que un momento en el mismo estado. Kyoichi Katayama


© Todos los derechos reservados.

Comentarios

Entradas populares