Despreocuparse.


 En los niños brilla la despreocupación, quien fuera niño otra vez...


 Jugar hasta caer rendido, reir, gritar, saltar, que la mayor preocupación que tengas es que no te pongan verdura a la hora de comer.






 Creo que envidio a los adultos con síndrome de Peter Pan, a  los que hasta ahora denominaba con desprecio Happy´s.  Su filosofía de vida es mucho mejor que la mía, ¿cuándo se ha visto a un "happy" enfermo de estrés? o con todas las variables posibles del desastre anotadas a mano en un cuaderno. sin tiempo para ellos, para hacer lo que más les gusta, para disfrutar de todas las pequeñas cosas que nos da la vida.

 Me da envidia esa risa despreocupada, ese pensar en uno mismo, ese "hoy solo existo yo",  esa manera de  vivir en la que no existe el mañana.

 Gente que le da un patada a la frustración y se cree capaz de cualquier cosa. Y lo es, las cosas les van bien, no hay grandes dramas, no están dispuestos a perder el tiempo llorando.

 Ultimamente no dejo de escuchar consejos como: Cuidate..., piensa en ti...
 ¿Cómo se resetea el  cerebro?  ¿Cómo se hace para disfrutar del hoy, sin pensar en más allá?

 Quiero tener por bandera la frase "pfff me importa un bledo"...






Comentarios

Entradas populares